ALPI cuenta con un equipo propio de neurocirugía conformado por profesionales altamente capacitados tanto en entidades nacionales como internacionales. “La ventaja que podemos brindar desde ALPI es que conocemos al paciente en toda su etapa evolutiva: desde que se produce el accidente o la lesión, durante su internación en la etapa aguda y cuando llega a la rehabilitación”, reconoce Francisco Mannará, neurocirujano encargado del área. La neurocirugía para pacientes que se encuentran en un centro de rehabilitación es un servicio muy difícil de encontrar en otras entidades de salud. Por eso, ALPI aporta un valor agregado. “Durante el proceso de rehabilitación de muchos pacientes aparecen patologías de índole neuroquirúrgica como la hidrocefalia, defectos óseos de cráneo, patologías de columna o patologías de la espasticidad. Nosotros las operamos todas”, admite Mannará. Pero también se llevan a cabo cirugías que surgen de los consultorios externos (atención ambulatoria) y que son derivadas del área de fisiatría. Estas cirugías están relacionadas con patologías degenerativas de la columna (hernias de disco, canal estrecho lumbar, etc.) y tratamiento del dolor (lesiones crónicas de los nervios, médula o columna que provocan dolor), que pueden ser de índole traumático u oncológico.

Contacto:
Dr. Francisco Mannará
Dr. Javier Gardela
Tel: 4821-1200


Compartir:
CLOSE
CLOSE